window.dataLayer = window.dataLayer || []; gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag('js', new Date()); gtag('config', 'G-RHX7GHN9Z7');

Chorizos veganos a la sidra

Dificultad: media
Tiempo de preparación: 50 minutos+ tiempos de reposo
Raciones: para 8 chorizos (aprox. 6 personas)
Ingredientes:

Para los chorizos:
♥ 250 g de tofu duro
♥ ½ taza de judías rojas cocidas y escurridas
♥ 2 cucharadas de vinagre de arroz
♥ 1 cucharada de humo líquido
♥ 1 cucharada de triple concentrado de tomate (1,5 si es doble concentrado)
♥ 1 cucharada de carne de pimiento choricero
♥ 1 cucharada de salsa de soja
♥ 1 cucharada de aceite de oliva

especias y hierbas:
♥ ¼ de cucharadita de tomillo
♥ ¼ de cucharadita de salvia
♥ ¼ de cucharadita de pimienta negra molida
♥ ¼ de cucharadita de pimienta blanca molida
♥ ¼ de cucharadita de sal
♥ 1 cucharada de pimentón dulce
♥ 1 cucharada de pimentón ahumado o de la Vera(choricero)

♥ 2,5 cucharadas de almidón de maíz (maicena)
♥ 2,5 cucharadas de almidón de patata o de tapioca
♥ 3,5 cucharadas de gluten de trigo

Para la salsa:
♥ 100 ml de aceite de oliva
♥ 400 ml de sidra natural (preferiblemente)
♥ 3 dientes de ajo
♥ una pizca de sal
♥ 1 cucharada de carne de pimiento choricero (opcional)
♥ 1 hoja grande de laurel

Primero lava las judías rojas, escúrrelas y ponlas en un bol con el vinagre de arroz y suficiente agua para cubrirlas. Remuévelo bien y déjalo reposar mientras hacemos el resto de la receta.

Pon el tofu en un pañito limpio o muselina doble, coge los extremos formando un saquito, retuércelo y drena todo el agua que puedas del tofu. No tengas miedo de estrujarlo con las manos, no pasa nada, después batiremos el tofu así que da igual la forma que nos quede. Lo importante es escurrirlo bien hasta que ya no salgan chorritos de agua. Nos quedará aproximadamente media taza de tofu bien seco.
Pon este tofu en un bol grande o en el vaso de la batidora junto con el humo líquido, concentrado de tomate, carne de pimiento choricero, salsa de soja, aceite de oliva, todas las especias, el almidón de maíz y el de patata y bátelo bien todo junto con la batidora hasta formar una pasta homogénea (ten cuidado para que no queden restos de especias por los bordes o en el fondo).
Si lo has hecho en el vaso de la batidora, pásalo a un bol grande.

Pon a hervir abundante agua en una cacerola grande con vaporera a fuego fuerte.

Añade el gluten a la pasta de tofu y mézclalo bien con una cuchara.
Escurre las judías y mézclalas también con el tofu y gluten. No pasa nada si se rompen algunas judías.

Prepara una superficie de trabajo con papel de aluminio o film transparente. Procura que los trozos no sean muy grandes porque haremos chorizos pequeños y gruesos. Divide la masa en 8 partes o ve tomando 1 cucharada bien cargada para cada choricillo, ponlo en el film o el papel de aluminio y enróllalo, procurando que quede tenso, y ciérralo enrollando los extremos como si fuera un caramelo, que quede bien prieto (como para hacer salchichas, pero estos paquetitos han de quedar gruesos y cortos).
Cuando tengas todos los paquetitos hechos ponlos en la vaporera, tápalo y deja que se hagan al vapor, a fuego medio-alto durante 30 minutos, dándoles la vuelta un par de veces durante este tiempo para evitar que se nos hagan más por un lado que por los otros.

Saca los paquetitos y ponlos en un bol con agua fría para enfriarlos rápidamente. Desenvuélvelos y ya tendremos los chorizos veganos hechos.

Nos quedarán más o menos así, de color rojo anaranjado y al cortarlos veremos las partes blancas de las judías. Se pueden comer tal cual, pero recomiendo hacerlos a la plancha, a la parrilla o fritos, que desarrollarán más y mejor sabor.

Una vez tengamos los chorizos veganos hechos, los prepararemos a la sidra.
Corta los chorizos en 3-4 partes (o en más, si quieres, no se desharán). Pela ligeramente los dientes de ajo (las capas que se puedan quitar con la mano) y dales un golpe con el cuchillo (coloca los dientes de ajo en fila, juntitos, en la tabla de cortar, pon el cuchillo [usa un cuchillo de chef o uno de hoja ancha] sobre ellos, en paralelo a la tabla, y dale un golpe seco).
Calienta en una sartén alta mediana antiadherente el aceite a fuego medio-alto. Añade los ajos y los chorizos veganos cortados y fríelo todo junto 6-8 minutos, removiendo de vez en cuando para que se nos frían uniformemente. Cuando estén dorados puedes retirar el aceite si quieres.
Añade la sidra (si es sidra natural agítala primero, tendrá sedimentos en la base), la carne de pimiento choricero (esto es opcional), el laurel (también es opcional) y la sal, mézclalo bien y deja que hierva a fuego medio unos 20 minutos, removiendo sólo ocasionalmente, hasta que haya reducido bastante la cantidad de líquido (como 1/3 de lo que teníamos al principio). Retíralo del fuego y sírvelo. Puedes acompañarlo con patatas, chips de verduras, patés vegetales… lo que quieras :)

Aquí lo he acompañado con chips de remolacha y chirivía, paté de lentejas y nueces, unas hojitas de mejorana y unas flores de albahaca morada, que salió asalvajada en una maceta y se ha puesto a florecer ahora ^__^U

La verdad es que me gusta aún más dejándolo para el día siguiente. Si lo haces y te sobra, guárdalo en un tupper, con toda la salsa, y al día siguiente añade un poco de agua antes de volver a calentarlo.

Como podéis ver la receta es diferente de la otra que tengo subida de chorizo vegano. Para hacer los chorizos a la sidra he preferido variar la receta para obtener unos chorizos más gruesos pero más tiernos y que aguanten mejor períodos prolongados de cocción, especialmente si son fritos o a la parrilla y/o van a ser recalentados. Esta es la receta que suelo usar para hacer chorizos veganos a la parrilla y en brochetas. Es una combinación de la receta original + receta de embutido vegano + kamaboko. Utilizando el pimentón dulce, pimentón ahumado y además la carne de pimiento choricero obtenemos un sabor más pronunciado pero sin que llegue a quemarse al freírlo o nos quede arenoso. Con triple concentrado de tomate le damos color y un toque de sabor (después no sabrá a tomate). Con la adición de los almidones tendremos una masa más elástica que dura, y haciéndolos al vapor lograremos una textura sedosa, elástica y húmeda. Si los hacemos al horno también quedarán muy bien, la parte exterior quedará un poquito más seca, lo que puede ser una ventaja (recién sacado se parece más al chorizo tradicional). Si has probado a hacer las salchichas de tofu te puedes hacer una idea de la textura que tendrán estos chorizos, es bastante parecida, aunque más consistente, ya que llevan también gluten. Si quieres que queden más duretes, añade más gluten de trigo (hasta 5 cucharadas quedan muy bien).

Dejar las alubias en remojo con el vinagre de arroz tiene un doble propósito: que los chorizos no nos sepan a judías y que mantengan un color rojo vivo. El pigmento que da color a las judías rojas (antocianinas) es sensible al pH y al calor. Cuanto más alto el pH y más calor, más oscuras se pondrán, de ahí que las deje en un medio ácido antes de añadirlas a la mezcla (podéis ver más sobre estas judías aquí). Por otro lado, el vinagre y el zumo de limón actúan con estas judías de forma similar a como lo hacen con la harina de garbanzo: haciendo que no se note el sabor a legumbre, por eso para hacer tortillas de patata veganas y similares es recomendable añadir vinagre o zumo de limón. Aunque en este caso no es harina de legumbre, y de hecho están enteras, no machacadas ni nada de eso, se nota la diferencia. Al probar los chorizos veréis que no se nota sabor a judías, sino «a chorizo», y que las partes en las que encontremos las judías no estarán pastosas, sino tiernas.
El vinagre de arroz es más dulce que el de manzana y se puede encontrar en supermercados orientales y tiendas veganas. Si no tienes o no encuentras, puedes utilizar en su lugar vinagre de manzana.

La mezcla de almidones que he usado aquí es importante. Por un lado el almidón de maíz formará un gel duro que ayudará a mantener la estructura de los chorizos, y por otro el almidón de patata servirá más para conservar la humedad de la masa y que quede elástica. Si no tenéis almidón de patata podéis usar almidón de tapioca. Si lo hacéis sólo con almidón de maíz (sustituyendo el de patata por el de maíz) os quedarán más firmes y menos elásticos, pero comestibles.

La elección de la sidra también es importante. Os recomiendo usar sidra natural, la suelen vender en cualquier supermercado, no es tan ácida ni es gasificada, sabe a manzana y está mucho más buena. Y para hacer los chorizos a la sidra es lo mejor que podéis usar, el sabor y aroma os sorprenderá gratamente, no huele a vinacho respirao ni a bareto avinagrao. A veces un solo ingrediente puede arruinar un plato delicioso, o hacerlo aún más gustoso, y en este caso la sidra que elijamos tendrá un gran peso sobre el sabor global del plato, así que ¡pensáoslo bien! ;)
Junto con la sidra se cocerán los ajos, laurel y carne de pimiento choricero. El laurel y pimiento son opcionales, aunque os lo recomiendo mucho, tanto por el sabor como por el color. Además, con la carne de pimiento choricero nos quedará una salsa más agradable y sedosa que usando sólo la sidra.

Otras variaciones que podéis hacer con la receta de los chorizos veganos:

➧ Utilizar pimentón picante en lugar de pimentón dulce si queremos unos choricillos picantes (o mezclar pimentón dulce y picante)
➧ Aumentar la cantidad de pimentón dulce y pimentón ahumado para un color y sabor más pronunciados
➧ Añadir harina de soja además del gluten para unos choricillos más consistentes
➧ Agregar harina de garbanzos para una textura más cremosa
➧ Añadir 2-3 cucharadas de nata vegetal para cocinar para una jugosidad extra
➧ Añadir una pizca de azúcar moreno (aprox. ¼ de cucharadita) para un toque meloso al hacerlos a la plancha o a la parrilla
➧ Incorporar a la masa otros ingredientes al gusto: tempeh rallado, arroz cocido, cebolla caramelizada, etc., pero sin saturarla (o bien haz más masa de tofu para que «quepan» más ingredientes)
➧ Variar las especias: puedes añadir pimienta de Jamaica molida, bayas de enebro molidas, aceite de trufa, ajo negro molido, nuez moscada, cardamomo negro tostado y molido, semillas de mostaza negra, cominos, perejil, semillas de cilantro molidas, etc.

Espero que probéis pronto a hacer esta receta, ¡os va a encantar! ^.^

CreatiVegan.net

Ver Comentarios

  • Primera receta de Creativegan de 2015 y con nuevo diseño! Que buena pinta tienen estos choricillos :Q____ me han gustado las fotos ^^ Nunca he probado la sidra y por la combinación con chorizo debe resultar en una salsa espectacular.
    Sobre cocinar el chorizo, me ha sorprendido gratamente que los hayas hecho al vapor :) es bueno saber k el gluten se comporta bien al vapor. Es una buena alternativa al horno y al hervido.
    Por cierto, me ha matao eso de "vinacho respirao" y "Barreto avinagrao" xDDD se me ha aparecido una imagen en la mente de estos conceptos/epítetos.... o.O'
    Por cierto, he hecho esta tarde el roscón de reyes (no pudo ser para reyes y lo he pospuesto) pero no lo pobraré hasta el desayuno. Por lo pronto decir que queda muy bonito y vistoso (no todos los días hacemos una rosca, tenemos el ojo hecho a la forma de plumcakes y pasteles circulares). Compré frutas escarchadas para decorarlo y me gustado mucho el efecto: parece una corona con joyas engarzadas. Y el olor es I-N-C-R-E-I-B-L-E, da el pego con un roscón convencional... Es una gozada el olor que deja en la cocina

  • (continúo con el mensaje anterior ya que se ha publicado parcialmente)

    Mañana te cuento el sabor y textura que tiene. Aunque debo admitir que el tuyo parece mas logrado en todos los aspectos... Hacer un roscón tiene "su aquel" !

    Un abrazo Virginia! (^O^)/

    • Hola Joana!
      Te van a gustar estos chorizos a la sidra, no queda muy ácido y de sabor está estupendo (usando sidra natural, como comento en la receta). Ya sabes, usas una sidra o un vino maluchos y... vinacho respirao xDDDD lo que suelo decir a la hora de elegir un vino para cocinar es que si al probarlo no sabes si seguir bebiendo o pelearte con él, no lo uses :P

      El secreto del aroma del roscón está en la naranja, el limón, el agua de azahar y en menor medida la esencia de ron. El agua de azahar la verdad es que la usamos poco para lo buena que está y lo especial que huele, supongo que por eso cualquier cosa que hagamos con ello nos olerá a roscón (o a pascua a la gente que vive cerca de naranjos, ya que en esa época están en flor y no veas cómo huelen! *____*). Luego otra historia es la forma y todo eso... Pero bueno, mientras no hayas hecho un roscón muy fino (agujero gigaaaante), te quedará super blandito y jugosote ^__^

      Un abrazo!

  • Otra receta para la lista de obligatorias. En Nochebuena puse tus albondiguillas suecas y gustaron tanto que mi marido las pidió otra vez para Nochevieja. Ahora lo conquistaré con estos choricitos, eres el mejor consejero matrimonial. Un abrazo y feliz año, musa mía :)

  • Felicidades porque tienes unas recetas estupendas!!! Te sigo desde hace años y no dejas de sorprenderme.
    Te quería hacer una pregunta...si no tengo vaporera, como los puedo hervir??
    Gracias!!

    • Hola Silvia!
      Puedes hacerlos hervidos en una olla grande o al horno (de hecho hablo de hacerlos al horno en la receta) ;)
      Un saludo y muchas gracias! :)

  • Buenas tardes,
    Acabo de ver tu receta y me chifla, mi problema es que soy intolerante al gluten y no se si se podría sustituir el gluten de trigo por algo. Me podrías aconsejar?
    Muchas gracias

    • Hola Nuria!
      Puedes hacerlos con base de tofu y harina de garbanzos por ejemplo. Echa un vistazo a recetas de salchichas, básicamente es lo mismo pero cambiando algunas especias ;)
      Un saludo!

      • Lo haré, a ver cómo quedan.
        Muchas gracias y enhorabuena por la web! :)

Entradas recientes

Mi nuevo libro de técnicas de cocina vegana

Bueno, el título creo que es bastante explícito, ¿no? ;) Pues ya ha salido Cocina…

9 meses ago

Parmigiana vegana de Zaraida

Hacía tiempo que no publicaba por aquí, pero la ocasión lo vale. Una receta que…

10 meses ago

Norfolk dumplings en sopa de verduras

La receta de hoy nos puede resultar bastante peculiar porque los "dumplings" no son algo…

1 año ago

Poutine vegano

Cada vez que un plato se hace icónico todo el mundo se quiere apuntar el…

1 año ago

Flan de plátano

Perdonad el título soso para la receta de hoy. Deben ser los calores. La verdad…

1 año ago

Casserole de macarrones y hamburguesa

Igual suena raro el título, pero el plato es así, una preparación al horno de…

2 años ago